Preguntas frecuentes sobre el parto en casa

En este sección te explicaremos algunas consultas a las que nos hemos enfrentados como matronas al momento de atender un parto en casa.

En Chile, la opción del parto en casa se sitúa en un contexto donde, si bien no está explícitamente regulada por una ley específica, tampoco está prohibida. Esta práctica se puede llevar a cabo bajo la supervisión cuidadosa de profesionales de la salud calificados, como matronas o médicos, quienes cuentan con experiencia en partos domiciliarios. Nuestro compromiso es garantizar un entorno seguro y acogedor para este momento tan especial, siguiendo estrictas medidas de seguridad y preparación.

  • Supervisión Profesional: Cada parto en casa está cuidadosamente asistido por un equipo profesional, asegurando atención personalizada y experta en todo momento.
  • Evaluación Rigurosa: Garantizamos que cada caso se evalúe meticulosamente para confirmar que el embarazo es de bajo riesgo y adecuado para un parto en casa.
  • Preparación y Planificación: Desarrollamos un plan de emergencia detallado para cada familia, incluyendo protocolos de traslado al hospital si fuera necesario, asegurando una respuesta rápida y eficiente ante cualquier eventualidad.
  • Transparencia y Comunicación: Mantenemos una comunicación abierta y transparente con las familias, proporcionando toda la información necesaria para tomar decisiones informadas y empoderadas sobre su experiencia de parto.

Nuestro objetivo es brindarte no solo un ambiente íntimo y familiar para recibir a tu bebé, sino también la tranquilidad de saber que estás en manos expertas, con todas las precauciones tomadas para un parto seguro y satisfactorio. En Casa de la Luna, creemos en el poder de una experiencia de nacimiento positiva y segura, y estamos aquí para apoyarte en cada paso hacia la llegada de tu nuevo miembro de la familia.

Tu parto en casa será asistido por un equipo profesional y dedicado, compuesto principalmente por dos matronas experimentadas. Nuestro enfoque es brindarte la mayor seguridad, comodidad y apoyo durante este momento tan especial. Aquí te explicamos cómo cada matrona contribuirá a tu experiencia de parto en casa:

  • Evaluación y Monitoreo: Esta matrona es responsable de evaluar tu progreso durante el trabajo de parto, monitoreando tanto tu bienestar como el de tu bebé. Utiliza herramientas especializadas para asegurar que el parto avance de manera segura y efectiva.
  • Apoyo y Guía: Te proporcionará apoyo emocional y físico, guiándote a través de las diferentes etapas del parto. Esto incluye técnicas de respiración, posiciones para facilitar el parto y estrategias para manejar el dolor de manera natural.
  • Intervenciones y Decisiones: Está capacitada para realizar intervenciones necesarias y tomar decisiones críticas si surgen complicaciones, siempre priorizando tu seguridad y la de tu bebé.
  • Soporte Adicional: Ofrece un segundo nivel de apoyo, asistiendo con las necesidades logísticas y prácticas del parto. Esto asegura que siempre haya una mano amiga disponible para ti y tu familia.
  • Preparativos y Emergencias: Prepara el entorno para el parto y se asegura de que todo el equipo médico necesario esté listo y accesible. También está preparada para asistir en caso de emergencia, garantizando una respuesta rápida y eficiente.
  • Cuidado Posparto Inmediato: Tras el nacimiento, esta matrona se enfoca en tu cuidado posparto y el del recién nacido, incluyendo la primera lactancia y asegurando que ambos estén sanos y cómodos.

Nuestra prioridad es ofrecerte un parto en casa seguro, íntimo y respetuoso, donde te sientas empoderada y apoyada en cada momento. Las dos matronas trabajarán en sincronía, asegurando que recibas la mejor atención posible, respetando tus deseos y necesidades. Estamos comprometidos a hacer de tu parto una experiencia positiva y memorable, acompañándote con profesionalismo y calidez humana.

En Chile, la inscripción del recién nacido se realiza en el Registro Civil e Identificación. Para los nacimientos ocurridos en casa, el proceso implica algunos pasos adicionales para asegurar que se cumpla con la legalidad y se garantice el registro adecuado del bebé. Aquí te detallo cómo se realiza esta inscripción:

  1. Certificado de Nacido Vivo: El profesional de la salud (matrona o médico) que asistió el parto en casa debe emitir un certificado de nacido vivo. Este documento es esencial para el registro del bebé, ya que comprueba el nacimiento fuera de un establecimiento hospitalario.
  2. Documentación Necesaria: Los padres deben recopilar la siguiente documentación:
    • Comprobante de parto emitido por el profesional que asistió el parto.
    • Cédula de identidad de ambos padres, u otro documento que acredite su identidad.
    • Certificado de matrimonio, si los padres están casados.
  3. Visita al Registro Civil: Con toda la documentación, los padres deben dirigirse a la oficina del Registro Civil de la comuna en que ocurrió el nacimiento.
  4. Proceso de Inscripción: En el Registro Civil, se presentará la documentación y se llenará un formulario de inscripción de nacimiento. El funcionario verificará los documentos y procederá a registrar al recién nacido, asignándole su número de Rol Único Nacional (RUN) y emitiendo su certificado de nacimiento, si así se solicita.

Es importante destacar que el profesional de salud que asiste el parto en casa juega un rol crucial en este proceso, no solo en términos de la atención médica sino también asegurando que los documentos necesarios para el registro del nacimiento estén correctamente emitidos. Esto no ocurre en el caso de que el parto es asistido por una persona que no es profesional de la salud y no tiene su inscripción en el registro nacional de prestadores y tampoco en el registro civil.

Para garantizar que tu experiencia de parto en casa sea segura y positiva, es fundamental que tanto tú como tu bebé estén saludables. Aquí te detallamos cómo determinamos si eres candidata para un parto en casa, siempre buscando tu bienestar y el de tu bebé:

  • Salud Materna y Fetal: Es esencial que tanto tú como tu bebé en gestación gocen de buena salud a lo largo del embarazo. Esto se evalúa mediante una serie de criterios clínicos para asegurar un embarazo de bajo riesgo.
  • Controles Prenatales: Debes haber completado, como mínimo, 5 controles prenatales. Estas visitas son cruciales para monitorear el desarrollo de tu embarazo y anticipar cualquier necesidad especial.
  • Exámenes Médicos: Es necesario contar con 3 sets de exámenes normales. Estos incluyen análisis de sangre, orina y cualquier otro examen relevante que permita evaluar tu salud y la de tu bebé de manera integral.
  • Ecografías: Debes tener informes de ecografías con resultados normales, incluyendo al menos una ecografía Doppler. Este tipo de ecografía es importante para evaluar la circulación sanguínea entre tú y tu bebé, asegurando su bienestar.
  • Proximidad a Atención Médica: Tu domicilio debe estar ubicado a una distancia máxima de 30 minutos del centro de salud más cercano. Esta cercanía es vital para garantizar una rápida intervención médica en caso de que sea necesario durante el parto.

Nuestro compromiso es brindarte una experiencia de parto en casa segura, íntima y memorable, siempre poniendo la salud y seguridad tuyas y de tu bebé en primer lugar. Al cumplir con estos requisitos, nos aseguramos de que el parto en casa sea una opción viable y segura para ti. Si tienes preguntas adicionales o necesitas más información, estamos aquí para apoyarte en cada paso de este hermoso viaje.

Entendemos la importancia de sentirte segura y respaldada durante tu parto en casa. Por eso, contamos con un plan de contingencia detallado para asegurarnos de que recibas la atención que necesitas en caso de que sea necesario trasladarte a un hospital. Aquí te explicamos cómo funciona este proceso para brindarte tranquilidad:

  • Selección del Hospital: Hemos designado el hospital más cercano como nuestra principal opción para traslados, ya que cuenta con un equipo de profesionales disponible las 24 horas, todos los días, incluyendo especialistas en neonatología. Esto asegura una atención inmediata y especializada tanto para ti como para tu bebé.
  • Prevención y Prontitud: Nuestro objetivo es anticiparnos a cualquier complicación, sin esperar a que se convierta en una emergencia. Si observamos alguna desviación del proceso normal del trabajo de parto, procederemos con un traslado precoz. Esta medida preventiva es para tu seguridad y la de tu bebé, garantizando el mejor cuidado posible en todo momento.
  • Manejo del Dolor y Preferencias Personales: En casos donde la intolerancia al dolor sea una preocupación para ti, tenemos la flexibilidad de trasladarte a una clínica privada. Esto se hace con el objetivo de brindarte acceso rápido a opciones de manejo del dolor, como la epidural, o a procedimientos como la cesárea, siempre respetando tus deseos y necesidades.

Nuestro compromiso es asegurar que te sientas apoyada, tranquila y en control durante tu parto. La planificación cuidadosa y la comunicación clara son fundamentales para nosotros, y queremos que sepas que estamos preparados para actuar rápidamente en tu beneficio y el de tu bebé, siempre priorizando tu bienestar y seguridad. Confía en nosotros para acompañarte en este momento tan importante, con la confianza de que estás en manos expertas y comprensivas.